Los gatos y nuestras alegrías

WhatsApp Image 2020-05-12 at 15.17.28

Por Larissa Lamas , invitada de Instituto Mindset

Tener un gato es una de las alegrías de la vida. ¡Cinco entonces! Estas criaturitas nos hacen muy felices, aún que hacen travesuras algunas veces también.

Cuando era niña, a mí no me gustaban los gatos, porque mi abuela tenía una gata arisca, y me habían regalado una perra, mucho más graciosa y compañera. Estuviera siempre a mi lado.

Cuando yo tenía 13 años, mi madre adoptó nuestra primera gata. Yo la llamé de Marie, porque era blanca y me recordaba de Marie de “Los Aristogatas”, la película de Disney. Pero cuando creció, su cara se puso negra, porque era una siamesa. Ella era muy amable cuando chiquita, pero empezó a tener celos de mi mamá y no me gustaba. Estaba siempre buscando trampas para pegarme.

Cuando yo hice 18 años, me han regalado una gata negra, muy hermosa y amable. Dos años después mi hermana adoptó una gata gris, que parece una tigresa. La negra y la gris no se dan mucho con la siamesa, y ella empezó a gustar más de mí.
Después que mi perra murió y mi abuelo también, a mi abuela quiso tener un gato. Así que adoptamos el primer macho. Nunca tuvimos un gato tan gentil.

Mientras nos acostumbrábamos con cuatro gatos y más un perro en casa (gracias a Dios vivimos en una casa), una gata preñada surgió en la firma en que mi mamá trabaja. ¡Pues listo, ya estaba más una gata para nuestra cuenta! En mes y medio ella parió 4 gatitos. Yo nunca había visto un parto todavía y fue una experiencia linda, la naturaleza es muy sabia. Pero también cruel... Había un quinto gatito que nació con defectos, y la mamá no le ayudó. Un día después, murió el pobre. ¡Los otros cuatro estaban saludables y se tornaran lindos! Los días que partieran para sus nuevas casas fueron tristes y felices, porque nos apegamos a ellos, pero no iba a ser posible vivir con 9 gatos en una casa, no había como. Entonces la se fueron los niños. La madre también se iba, pero mi abuela no la dejó.

¡Así que hoy tenemos cinco gatos! Aún que algunas veces es difícil, ellos son la alegría de nuestra casa. Realmente no son tan carentes como los perros, pero son independientes, también hacen fiesta cuando volvemos a casa, son ágiles y algunas veces miedosos, como cuando van arriba de los armarios y no lo saben cómo bajar y maúllan para que nosotros los ayudemos. Hay mucho amor con ellos, creo que todas las personas deberían tener gatos, con responsabilidad, por supuesto. ¡Tenga un gato!


Comentários:

Blog

Este é um lugar 100% em espanhol. Está aberto para publicações de todas as pessoas que gostam de espanhol e queiram compartilhar suas experiências.  Envie seu artigo, poema, diário de viagem, conto ou vídeo para o e-mail: contato@cursosdeespanholonline.com. No máximo 20 linhas, no caso de texto, e vídeos, menos de um minuto. Aproveite, compartilhe e espalhe-o!

image

Interferencias en el Español

Fernando Haruo Matsutaanga. Futuro Dele C1.Los estudiantes hablantes de portugués de Brasil se enfrentan con frecuencia a una serie ...

Saiba Mais

julio

Por Julio Fagundez, alumno básico pero dedicado

En la Tierra, algunas personas nacen con superpoderes. Son llamados de capacitados. Sinembargo, no es como en las HQ’s: El sup...

Saiba Mais

post

Ser parceiros, é ser solidários e empáticos com a necessidade do outro

Em cursosdeespanholonline.com oferecemos nossa especialidade, que é o espanhol online, para que os colaboradores das empresas possam...

Saiba Mais

Agende já uma aula gratuita

Agende já uma aula gratuita

Quero Agendar

Cadastre-se e receba
novidades e eBooks
por email